¿Qué barreras enfrentan las mujeres al buscar salir de la situación de violencia?

UwAAAABJRU5ErkJggg==

¿De qué hablamos cuando hablamos de violencia de género? Se trata de una problemática estructural que cobró gran relevancia social en los últimos años por la organización y movilización de los feminismos. Se coló en las agendas mediáticas, en las políticas públicas y en las legislaciones nacionales. 

Hoy Argentina cuenta con un marco normativo, una estructura estatal y algunas voluntades políticas, que buscan, con mayor o menor asertividad, prevenir, sancionar y erradicar la violencia de género. 

Sin embargo, aún se detectan dificultades en su interpretación que generan sesos y dudas respecto a su alcance y formas en que se manifiesta. Se sigue asociando la violencia de género a la violencia física o solo a casos más extremos de femicidios o transfemicidios, se la circunscribe al ámbito doméstico.

A partir de una encuesta que fue realizada en diferentes países de la región, por Fundación Avon, Quiddity, con el apoyo y participación de La Casa del Encuentro y ONU Mujeres, indaga sobre los pasos atraviesan y obstáculos que enfrentan las mujeres que buscan salir de una situación de violencia.“La ruta crítica son todas aquellas decisiones que toma una mujer que está atravesando una situación de violencia de género para salir de la misma. Decimos ruta crítica porque en ese proceso de pedir ayuda, de salir, que no siempre es rápido, que en general es complejo, que involucra muchos actores, con quiebres de comunicación entre un actor y otro. Muchas veces no saben para donde seguir, a quién acudir” – explica Ana Inés Álvarez, Directora Ejecutiva de Fundación Avon.

unnamed 1

El miedo es el principal factor que imposibilita a las mujeres de poder denunciar una situación de violencia, según el informe. Por otro lado, 7 de cada 10 consideran que tener personas a cargo es un desafío adicional a la hora de pedir ayuda, y las razones señaladas van desde no saber con quién dejar a cargo a los chicos, sentir que el vínculo con los mismos se podría ver afectado negativamente o sentir que las personas a cargo iban a estar en peligro si pedía ayuda. 

Por otro lado, el informe también echa luz sobre otros tipo de violencia: la económica. El 64% de las mujeres que se divorciaron manifestaron que sus ex parejas no cumplen con la responsabilidad del pago de la cuota alimentaria, afectando el derecho de sus hijos/as. Tal es así que 4 de cada 10 víctimas de violencia de género no hablan por temor a no poder subsistir económicamente.Menos del 10% de las personas que atravesaron situaciones de violencia acudieron a dispositivos especializados, eso es un hecho significativo. Los datos que muestra la encuesta nos permiten precisar las estrategias de prevención y atención integral. Esta información nos da un insumo sustantivo para mejorar nuestra comunicación, clave para prevenir y erradicar las violencias” – añade Carla Majdalani, coordinadora Área de Erradicación de la Violencia basada en Género en ONU Mujeres Argentina.

unnamed

Entre los factores más importantes para no hablar se señalaron además la vergüenza y la sensación de que nadie va a poder ayudarlas, ya sea por falta de herramientas o voluntad para ayudarlas, o por descreimiento: el 28% de las encuestadas señaló temor a que no les crean

De acuerdo al informe, la vergüenza puede aparecer al intentar pedir ayuda a su entorno que puede juzgarla, y a su vez al momento de realizar una denuncia y sentirse expuesta en su privacidad ante personas desconocidas. En Argentina, una de las entrevistadas señaló “Ir a la comisaría era vergonzoso, tener que estar hablando de tus problemas delante de otras personas, contar, porque te preguntaban así, delante de todo el mundo a que ibas”.

En el informe también se destaca la importancia de la palabra justa. “Cuando llegó a la comisaría, me encuentro que era todo un proceso hasta que el juez dictamina y dije ¿qué hago acá? Yo necesito que me ayuden ya. Me llamó una psicóloga que estaba en ese momento ahí y me convenció, me dijo que hay personas que nunca salen de ese círculo y me vi igual. Entonces dije no, que tenía razón, y bueno me quedé e hice la denuncia. Tres horas pasaron“, contó una de las mujeres entrevistadas.

Algunas entrevistadas manifestaron haber recibido maltratos por parte de las entidades judiciales y policiales. No les creen, las someten a largas esperas o les piden que vuelvan en otro momento, las derivan a otros lugares tornándose en un proceso muy burocrática y que las obliga a volver a contar sus vivencias.

La encuesta se hizo a más de 2.000 personas de forma cuantitativa, profundizando en 24 entrevistas de índole cualitativas, para poder ahondar en las razones y sensaciones detrás de las respuestas.

Si estás viviendo una situación de violencia de género llamá al 144 o comunicate vía WhatsApp al 1127716463. Allí pueden darte atención, asesoramiento y contención para situaciones de violencias por motivos de género, las 24 horas, de manera gratuita y en todo el país.

Total
2
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículo anterior

Manojo de Calles inaugura sala en Tafí Viejo con "Piedra Libre"

Artículo siguiente

Salta| Encuentro Plurinacional de personas Trans, Intersexuales y No Binaries

Artículos Relacionados
Total
2
Share