6 meses sin Tehuel

La primera vez que vi la foto de Tehuel de la Torre fue a través de las redes sociales. Hasta ese momento ningún canal de televisión había hecho aviso de la noticia; lo mismo sucedió en el transcurso de los días posteriores. La misma foto de Tehuel comenzó a viralizarse en las historias de los perfiles disidentes y LGTBQ+, al comienzo sin mucho más eco que el generaba internamente el mismo colectivo, pero con la firmeza para imponerse dentro de la agenda que no es la delimitada desde las grandes cadenas de medios.

A la búsqueda a través de las redes comenzaron a sumarse organizaciones de otras esferas sociales, planteando una lucha por partida doble: la de la aparición de Tehuel y la del respeto a su identidad de varón trans, avivando el motivo real de la escaza mediatización que estaba teniendo el caso.

Lo cierto es que Tehuel no tuvo la misma pantalla ni la misma intensidad de búsqueda que otros casos de chicas (cis) desaparecidas. Recién seis días después de radicada la denuncia, la policía bonaerense comenzó a investigar. Esto último se expuso conjuntamente con la búsqueda incansable por su aparición y, en los días en que finalmente los medios masivos de comunicación de la Argentina levantaron la noticia que ya circulaba en medios alternativos, lo hicieron poniendo tensión en su género, más preocupadxs por entender qué lleva entre las piernas que en la exposición pública de su desaparición. Mientras que en las redes, lxs activistas y las organizaciones sociales y culturales ya venían agrupándose como “Autoconvocadxs por Tehuel”.

La investigación

El último 11 de septiembre se cumplieron seis meses desde que Tehuel de la Torre fue visto por última vez. Salió de su casa en el Partido de San Vicente a las 7 de la tarde para encontrarse con Luis Alberto Ramos en su casa ubicada en Alejandro Korn. El motivo del encuentro era que el principal detenido de la causa, Ramos, le había propuesto un trabajo de mozo para un evento. De camino se cruzó con su hermana Verónica y esa fue la última vez que se vio a Tehuel con vida.

En la casilla donde vive Ramos se encontró el celular destrozado de Tehuel y partes de una campera que podrían ser del joven. Además, según las últimas investigaciones, se determinó que una mancha de sangre hallada en la vivienda pertenecía al joven trans, informaron fuentes judiciales.

El sospechoso fue detenido en Dock Sud, con su apariencia completamente modificada. En sus antecedentes figuran 9 años de prisión en General Las Heras por homicidio, obteniendo la libertad condicional. El abogado de la familia, Alejandro Valle, dijo a los medios que sus propios vecinos lo acusan de ser el puntero del barrio.

Ramos (37) fue detenido junto a Oscar Alfredo Montes (46) por “encubrimiento en concurso real con falso testimonio”.

Antes de desaparecer, llevaba puesta una camisa de mangas cortas blanca. Esta información se confirmó al encontrarse una foto de celular en donde se ve a Tehuel junto a los implicados imputado por falso testimonio y encubrimiento ya que, previamente al conocimiento de la foto, había declarado no conocer a Tehuel. Montes tiene antecedentes penales por abuso sexual.

Hasta la fecha, los dos implicados directos en la causa se niegan a dar testimonio. En una ocasión, la ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederic, se reunió con Andrés y Ailén de la Torre, padre y hermana de Tehuel para comunicarles las medidas. Mientras tanto sigue vigente la resolución del Ministerio de Seguridad de la provincia de Buenos Aires que, en agosto, pasó de una recompensa de 2 millones a 4 millones de pesos para quien pueda aportar información sobre qué pasó con el joven.

Vulnerabilidad de las personas trans

La situación de vulnerabilidad económica y su identidad de varón trans son dos factores clave para analizar el caso de Tehuel. A los problemas estructurales que afrontan las familias en los barrios del conurbano, se le suma la lenta aplicación del cupo laboral trans aprobada por el Senado el 24 de junio de este año, ley que potencialmente puede ayudar a muchas personas en las mismas condiciones: un pedido movilizado por los colectivos disidentes que marcharon al Obelisco porteño para exigir la aparición de Tehuel a los cinco meses de su desaparición. El poco compromiso de los medios por visibilizar y respetar las identidades trans se cristaliza al momento en que no existe ningún varón trans en los medios de comunicación y tampoco se los tiene en cuenta como identidades posibles; esto último demostró la incapacidad de muchxs periodistas al no saber cómo referirse a Tehuel sin caer en los lugares por los que pasaron (y siguen pasando) las identidades trans en los medios de comunicación. A seis meses de su desaparición, ningún medio sigue el caso: para los medios masivos de comunicación argentinos, Tehuel no es noticia y el caso sigue estando invisibilizado. 

Las personas que deseen aportar la información podrán hacerlo con reserva de identidad, presentándose ante los Fiscales Generales de Cámara de los distintos Departamentos Judiciales de la Provincia, la Unidad Funcional Descentralizada San Vicente del Departamento Judicial La Plata,  ante la Dirección Provincial de Registro de Personas Desaparecidas, comunicarse al 911, llamar al 0221-429-3015 o escribir a [email protected].

Total
8
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

dieciseis − 12 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículo anterior

Leo García sufrió un ataque de odio por su orientación sexual

Artículo siguiente

Jaldo renuncia a su precandidatura y habrá movimientos en el Frente de Todos

Artículos Relacionados
Total
8
Share