Los árboles no mueren de pie: ¿Por qué caen los árboles en el medio urbano?

Los árboles brindan muchos beneficios ambientales, climáticos, paisajísticos, en calidad de vida. En las ciudades, corren mayores riesgos al no encontrarse en su medio natural. “Deberíamos considerar a los árboles como servicio público esencial“, sostiene Pedro Buiatti, presidente de la Asociación Amigos del Árbol.

En la última tormenta, y la primera de la temporada, alrededor de 30 árboles sucumbieron ante el viento y las ráfagas que sacudieron a San Miguel de Tucumán. Por suerte, en este caso no hubo pérdidas humanas que lamentar.

Un árbol puede caer o derrumbarse por muchas razones: porque son especies quebradizas, por su inclinación, por estar enfermos por agentes fitopatógenos, porque son longevos, porque tienen raíces superficiales, etc. En las ciudades, también podemos detectar otras causas como la falta de planificación del arbolado urbano, la pésima selección de especies, la falta de previsión, la carencia del mantenimiento adecuado y, sobre todo, la falta de políticas públicas.

Los árboles en su medio natural, sea selvas o bosques, se encuentran asociados a una gran masa vegetal donde se protegen de manera colectiva contra inclemencias climáticas, sobre todo debido a la gran masa que se produce y donde los árboles se han desarrollado en su selección natural, adaptándose a las diversas circunstancias”, explica Pedro Buiatti, ingeniero agrónomo y presidente de la Asociación Amigos del Árbol.

Pero cuando a estos árboles los llevamos a otro medio totalmente distinto, como es la trama urbana, otra es la situación. Un árbol puede soportar la velocidad del viento hasta cierto punto. Depende cómo esté protegido por otros árboles o por edificios.

En ese sentido, el especialista señala que “ahí es donde tenemos que analizar qué pasa con estos árboles. La caída se puede producir por cuestiones climáticas o también analizar desde el punto de vista de su biología, de lo que pasa con el vegetal en sí”.

En cuanto a las variaciones climáticas, viento y lluvia son los factores más importantes que producen la caída de árboles, explica Buiatti. “Cuando tenemos tormentas se debe a que una masa fría y una masa cálida con mucha humedad chocan, generando vientos de grandes velocidades y, además, caída de agua. Estos dos factores son fundamentales. El viento se canaliza a través de la trama urbana, formando lo que se llamarían calles cañón”.

Las calles son canales para el viento, lo que produce aceleraciones en la velocidad y por eso se llaman calles cañón. “Por otro lado, la lluvia aumenta el peso de la copa desbalanceando la parte aérea del árbol. Entonces el viento ejerce un efecto palanca y el árbol cae debido al gran peso”, explica el agrónomo.

El otro punto a analizar es el estado vegetal de los árboles. Su edad, su altura, su estado fisiológico, si tiene huecos. “El estado sanitario puede incidir a que tenga mayor debilidad. Puede tener desprendimiento de ramas que pueden dañar los servicios públicos, especialmente el servicio del cableado de la energía eléctrica, o dañar a personas”, señala Buiatti.

Según el especialista, los Tarcos son más propenso a enfermedades radiculares, además suelen estar en veredas donde no es su medio natural. Las veredas tienen abajo cloacas, líneas de servicio soterrado, que le dan inestabilidad porque no tienen como expandir las raíces.

Es imposible pretender que en una ciudad no se va a caer ningún árbol. Es natural que después de un avance de los frentes de tormenta, que viene con vientos huracanados, se caigan árboles y se vuelen carteles y techos. El imponderable siempre está”, sostiene.

Al saber que existen los imponderables, “la gestión del arbolado urbano se debiera tener más en cuenta. Hay una ciencia que es bastante nueva, la arboricultura, que es la ciencia dedicada y especializada al manejo del arbolado urbano. Hace falta una política de Estado”, señala.

Para una buena gestión que busque prevenir accidentes ante la caída de un árbol, como ya ha sucedido anteriormente, sería necesario establecer el estado sanitario de cada árbol y el riesgo de cada uno para actuar de manera que no represente peligro.

Para el agrónomo, “las gestiones municipales deberían considerar a los árboles como servicio público esencial y por lo tanto deberían ser política de Estado”.

“Se gestiona en forma de algo ornamental para una ciudad, pero no desde el punto de vista moderno, que es enfrentar el calentamiento global, combatir las islas de calor que son las ciudades. Nos asombramos de las flores, de la belleza. Pero no lo vemos desde el punto de vista medioambiental”, concluye Buiatti.

Los árboles urbanos proporcionan múltiples beneficios para las ciudades y sus habitantes. Pueden  absorber hasta 150 kg de gases contaminantes por año. Como resultado, los árboles juegan un papel importante en la mitigación del cambio climático.  En las ciudades con altos niveles de contaminación, los árboles pueden mejorar la calidad del aire, haciendo que las ciudades sean lugares más saludables para vivir.

La ubicación estratégica de los árboles en las ciudades puede ayudar a enfriar el aire entre 2 y 8 grados centígrados, fundamental en una provincia como la nuestra. Además, según informes de la ONU, vivir cerca de espacios verdes urbanos y tener acceso a ellos contribuye al bienestar de las comunidades urbanas.

Por último, es importante señalar que los árboles regulan el flujo de agua y desempeñan un papel clave en la prevención de inundaciones.

Una ciudad con una infraestructura verde bien planificada y bien administrada se vuelve más sostenible, mejora la calidad de vida, se adapta mejor al cambio climático, reduce el riesgo de desastres y conserva los ecosistemas.

Total
166
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

10 − uno =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículo anterior

Tafí Viejo lanza su servicio de transporte interno: será estatal, ecológico y paritario

Artículo siguiente

"Un paso hacia el #AbortoLegal2020": detalles sobre la reunión con Massa

Artículos Relacionados
Total
166
Share