Estas Leyendo:
“Hemos tenido más aciertos que errores”
Nota Completa 4 minutos para leer

El ministro de Hacienda anunció un paquete de medidas para llegar al déficit cero en 2019, antes de su viaje a Washington para renegociar con el FMI. Las medidas.

El ministro de Hacienda y Finanzas Nicolás Dujovne presentó hoy las medidas con las que el Gobierno busca cerrar la brecha fiscal y llegar al déficit cero en 2019, en un intento por convencer al FMI y a los mercados de que el plan económico sigue siendo viable.

  1.  A partir de mañana, cuando el decreto se publique en el Boletín Oficial, pagarán retenciones todas las exportaciones de bienes, mientras que las de servicios empezarán a tributar a partir de enero próximo. Pagarán $4 y $3 por dólar, respectivamente.
  2. Para atenuar el impacto sobre el campo, se acelerará el cronograma de rebaja de las retenciones originales. Desde mañana el poroto y los subproductos tributarán 18%, más $4 por dólar.
  3. Se ajustará el gasto público para llegar al déficit 0 en 2019 y a un superávit de 1% en 2020.
  4. Los gastos de capital, asociados mayoritariamente a la obra pública, tendrán una baja del 0,7% como porcentaje del PBI el año próximo.
  5. Los subsidios al sector privado caerán 0,5% del PBI. Para reducir el gasto, la Nación les transferirá a las provincias los gastos en transporte.
  6. Renegociarán el acuerdo con el FMI para que en 2019 lleguen más desembolsos de los previstos originalmente para alejar el fantasma de que Argentina tendría problemas para pagar sus deudas.

“Argentina arrastra desde hace 70 años un déficit fiscal crónico”, aseveró y agregó: “Debemos reconocer que hemos cometido errores. En nuestro afán de balancear todos los objetivos dejamos descubierto el flanco fiscal y eso generó un impacto mayor en la Argentina que en otros países”.

Sobre los anuncios, Dujovne confirmó lo que se preveía sobre la llegada de nuevas retenciones a las exportaciones. Se tratará de un gravámen temporario a través del cual busca recaudar cerca de 150 mil millones de pesos en los próximos 24 meses.

El impuesto será de 4 pesos por dólar exportado a los productos de producción primaria o de escaso valor agregado y de 3 pesos para el resto de los sectores. Según el ministro, la medida se extenderá hasta diciembre de 2020. “Vamos por un impuesto transitorio porque entendemos que la rentabilidad del sector exportador es elevada con este tipo de cambio”, aseguró.

También, indicó que habrá una “reducción al 18% en la alícuota para porotos, harinas y aceite de soja”, medida que se efectivizará desde este lunes. “Las retenciones a la soja tenían un programa descendente para confluir al 18% en septiembre de 2019. Lo que hacemos es acelerar desde hoy la confluencia a ese 18%, desde el 25,5% actual”, puntualizó el ministro.

El titular de Hacienda aseguró que la meta es reducir el déficit fiscal este año al 1,3% (la mitad de lo previsto), a cero en 2019 y alcanzar un superávit del 1,3% para el 2020. Para lograr esos objetivos, además de las políticas recaudatorias, anunció un ajuste brutal del “gasto público”: recortarán un 0,7% del PBI en inversión pública (lo que significa un ahorro del 50% en ese rubro). 

En este punto, Dujovne precisó que también achicarán 0,5 % los subsidios e informó que Nación pasará a las provincias las bonificaciones al transporte públicos de pasajeros y la tarifa social eléctrica, una medida que sólo puede generar mayor desigualdad en el país debido las distinta capacidad recaudatoria que poseen las administraciones provinciales.

Ante una pregunta acerca del tipo de cambio, el ministro se desmarcó y le tiró la bola al Banco Central de la República Argentina. “No sé cuánto va a estar el dólar. Es una política que lleva delante el BCRA. Es un tipo de cambio depreciado para las posibilidades que tiene Argentina. En el mundo, ha habido un corte a las economías emergentes en general. Cuando teníamos tipo de cambio fijo esto no se notaba. Nos parecía que estábamos mejor porque no subía el tipo de cambio, pero había más desempleo y nos hacíamos menos competitivos”, consideró.

En este marco de crisis, el funcionario debió admitir que la economía caerá más del 1% del PBI que estaba proyectado para este año. “Vamos a estar revisando las cifras en los próximos días, asumiendo que la recesión de este año va a ser más pronunciada que la que preveíamos“, dijo el funcionario.

Comentar

Comentarios

Escribí tu busqueda y presiona enter.