Consejos para prevenir cólicos y gases en un bebé

Los bebés solo saben comunicarse a través del llanto. Los padres están en la obligación de reconocer su “idioma” para responder a sus necesidades. Y el motivo más común por el que se producen son los cólicos.

Los síntomas de cólicos pueden incluir dolor por los gases. Según las estadísticas de diversos pediatras, la causa del 30 % de los casos de cólicos son los gases. Pero también la alimentación excesiva, sensibilidad a determinados estímulos y emociones como el miedo o frustración. Asimismo, porque el bebé no puede tolerar algunos alimentos o ciertas proteínas en la leche de fórmula, e incluso, en la leche materna.

¿Qué hacer para evitar los cólicos en el bebé?

-La postura influye tanto para darle el pecho o el biberón: los cólicos se producen cuando el bebé se está alimentando y traga aire. Esto sucede cuando el bebé toma leche de fórmula en biberón o durante la lactancia materna. Ese aire se queda en el estómago y ocasiona mucho dolor.

La forma de alimentarlo es crucial para evitar la aparición del malestar. Lo recomendable es que la madre esté cómodamente sentada y tranquila y el bebé semisentado. Por fortuna, también podemos utilizar biberones anticólicos para dar solución a este problema.

“Los biberones anticólicos disminuyen la aparición de gases en el bebé tras la toma de leche, reduciendo en gran medida el malestar que provoca su llanto. Pues, disminuye el consumo de aire durante la toma del biberón, disminuye la formación de burbujas de gas en el vientre del bebé, controlan la cantidad de alimento ingerido para evitar el malestar estomacal, eliminan el dolor de oídos causado por la presión negativa, permiten que el bebé coma a su ritmo, y guardan las propiedades nutritivas de la leche”, sostiene Mariela Vázquez, asesora de lactancia y redactora en Sincable.mx.

-Ciertos alimentos pueden provocar gases: no se ha demostrado que los alimentos que coma la madre influye en los cólicos y/o gases del bebé. Sin embargo, aunque los bebés pueden responder a determinadas comidas, existen algunos alimentos que les cuesta procesar. Normalmente, los alimentos que causan gases son los vegetales, las legumbres y algunas frutas: habichuelas, coles de bruselas, brócoli, coliflor, cereales, melocotones, albaricoques, peras, ciruelas y cítricos.

En México, por ejemplo, desde una edad muy temprana se introduce el chile piquín y el limón mexicano en la dieta de los bebés, generalmente acompañando frutas como manzanas y naranjas, sin embargo, es importante consultar antes con el pediatra para evitar complicaciones en la salud.-Darle palmaditas en la espalda y moverle las piernas: para que el bebé expulse los gases, se recomienda darle unas suaves palmaditas vacías en su espalda para ayudarle a que expulse los gases. También puedes acostarlo sobre una superficie plana y estirar y flexionar sus piernas al mismo tiempo unas 10 veces para eliminar los gases.

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

siete − cinco =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículo anterior

Pablo Alborán sale del clóset: “Necesito ser un poco más feliz de lo que ya era”

Artículo siguiente

Aerolíneas Argentinas alista reactivación de vuelos

Artículos Relacionados
Total
0
Share
Absolvieron al imputado por el transfemicidio de Cynthia Moreira