La Nota

Un nuevo medio para tus ideas

Nacionales

Una inflación demasiado alta con políticas demasiado chatas

La economista Mercedes D’Alessandro analiza los anuncios de Guido Sandleris, presidente del Banco Central, sobre las medidas para profundizar la lucha contra la inflación.

“Hace unos minutos el INDEC dio a conocer el dato de la inflación de marzo, 4,7%. Es un nivel de inflación demasiado alto. Este nivel de inflación sabemos que causan un gran daño a nuestros ciudadanos sobre todo a los más humildes”, dijo Sandleris hoy (martes 16 de abril) en una presentación oficial. Exactamente lo mismo que dijo hace un mes hablando del dato de febrero.

Más allá de la repetición de su “vamos a bajar la inflación” y “este esquema funciona”, la conferencia de Sandleris de hoy muestra un BCRA que sigue empecinado, como desde el primer día, en que la causa de la inflación es monetaria. Con ese error de diagnóstico es que vienen probando diversos mecanismos que explotan en bombas especulativas y en recesión.

Sandleris anunció 2 medidas:

1 – Fijar hasta fin de año los límites de no intervención del BCRA al nivel de hoy ($39,75-$51,45)

2- Que el BCRA se abstendrá de comprar por debajo del límite inferior hasta el 30 de junio.

¿Qué significa esto? El BCRA se había puesto una “banda de flotación libre” dentro de la cual no intervenía. Es decir, si el dólar perforaba el piso de $39,75 el BCRA salía a comprar dólares para que la moneda local no se aprecie más. Si el dólar se descontrolaba por encima de $51,45, compraba dólares en el mercado para evitar que se depreciara. En el medio de esto no hacía nada. ¿En qué cambia ahora? En que antes esta banda de flotación iba moviéndose (hacia arriba). En el esquema anterior se asumía que llegaría a fin de año con un piso de 46 y un techo de 60. Hoy esta banda de flotación estaría planchada. En economía se le suele decir a esto “anclar” el tipo de cambio.

Tomadas en conjunto, estas dos medidas implican que el BCRA no va a inyectar pesos. Y esto responde a la idea que decíamos al principio tiene el BCRA de que si hay exceso de pesos hay inflación. ¿Por qué?  Desde el punto de vista de los Sandleris: si la gente tiene pesos en la mano se va corriendo a comprar dólares como locos y sube el dólar. La otra opción es que la gente gaste esos pesos en bienes y servicios, lo que “presionaría” a que suban los precios. Ambos caminos generarían inflación.

Si se asume que funcionan estos mecanismos, entonces se entiende lo que quieren hacer:  por un lado se comprometen a no aumentar la base monetaria y que no haya exceso de pesos sueltos en la economía; y por otra parte, a los que tienen exceso les ofrecen activos que prometen mejores rendimientos que el dólar (las leliq). Esto es, hay tasas de interés bien altas para tentar a que la gente no se dolarice.

La contrapartida de esto es que las tasas altas generan que caiga la inversión productiva al tiempo que aumenta la especulativa (lograr que un proyecto de un rendimiento superior al 65% de las leliq es un caso para emprendedores bien pero bien grosos). Además, el crédito se encarece. Por otra parte, al no haber muchos pesos sueltos también cae el consumo. Y si en una economía no hay crédito, cae el consumo, no hay lluvia de inversiones, el gobierno recorta gastos porque está en plan déficit cero, estás endeudado por 100 años y usando la guita para contener el dólar ¿Cómo se crece? ¿Qué proyecto de país, o de lo que sea hay? No se ve. O bien, lo que se ve es bien tenebroso. 

Lo más triste es que el esquema al que se aferra Sandleris ni siquiera funciona. Repitió varias veces que “sobrecumplió” la meta monetaria (no emitió pesos) y aún así tiene 4,7% de inflación. Es decir, su propia teoría le está fallando. Si funcionara debería haberse planchado la inflación. Pero como bien mencionó, “pasaron cosas”, como las tarifas. Sin embargo, Sandleris pretende hacer un plan de acción como si no existieran otras variables, como si no hubieran tarifas aumentando, como si el mundo viviera en una realidad paralela de curvas bien ordenadas de teorías ya bastante fracasadas. Los modelitos económicos de Sandleris deben ser muy lindos en los manuales y en el power point de una clase de posgrado pero en la realidad solo están trayendo pobreza, recortando expectativas. Y no de esos inversores y mercados de los que habla, sino de la gente que vive cada vez más al día.

Es una inflación demasiado alta y son políticas demasiado chatas.

OportunCrisis

Al final de la conferencia no escatimó en cancherear que le sobran dólares para hacer frente a una eventual corrida. El Presidente del BCRA dijo que la crisis cambiaria del año pasado tuvo muchos aspectos negativos, que fue dolorosa para la economía y la  sociedad pero que uno de los pocos aspectos positivos que tuvo es que buena parte de la dolarización que cabría esperar para año electoral, ya ocurrió. La mayoría ya se dolarizó. Se desprendieron de los pesos. Las familias ya fueron a dólares. De hecho, mencionó que el año pasado el “83% de los activos de los hogares estaban en dólares y hoy ese número es 93%. Queda poco por dolarizar en ese sentido”.

También señaló como positivo que el déficit de la cuenta corriente se haya convertido en superávit. Sin embargo, esto se debe a la contracción económica y la caída de las importaciones más que a una política comercial exitosa.

En audio podés escuchar esto AQUI, charlando con Luz Scarpati

¿Qué es el monetarismo? En este post, Rolo Astarita explica algunas ideas básicas.

AGREGADOS DE 17 DE ABRIL POST ANUNCIOS ECONÓMICOS

Ayer Sandleris dijo que los controles de precios no eran un camino. Hoy el gobierno anuncia que va a congelar precios por 6 meses. Y después quieren que las gente les crea, los entienda y los banque.

Por Mercedes D’Alessandro

Autor/a
www.lanotatucuman.com
Chateá Con La Nota