La Nota

Un nuevo medio para tus ideas

Actualidad

Sarahah| ¿Qué es y por qué se volvió viral?

Si sos usario de redes sociales como Facebook o Intagram de seguro te topaste con algún contacto que comparte su nombre de usuario en ‘Sarahah’. Y es más que probable que no tengas ni la más remota idea de qué es esto y mucho menos de para qué sirve.

La aplicación Sarahah (palabra que significa honestidad en árabe), creada a finales de 2016, invita a los usuarios a recibir comentarios de sus conocidos o amigos de forma anónima. “Sarahah te ayuda a descubrir tus puntos fuertes y áreas de mejora al recibir comentarios honestos de tus empleados y amigos de manera privada”, dice la descripción de la aplicación. En julio y agosto, su popularidad creció alcanzando por varios días el número uno de descargas.

Buscar opiniones hasta encontrarlas

El funcionamiento de la app (que está disponible para iOS y Android) es sencillo: el usuario genera un link a su perfil, que decide con quién compartir, y que es el medio a través del que acceden las personas que quieren comunicarle algo. Con este sistema, se pretende evitar un mal uso de la aplicación por parte de personas que querrían enviar mensajes de acoso o insulto, ya que solo se recibirían mensajes por parte de personas con las que se ha compartido ese enlace. De todos modos, varios usuarios han protestado por haber recibido mensajes insultantes, por lo que los responsables de la aplicación trabajan en sistemas de filtro y bloqueo.

Un correo electrónico y un nombre de usuario bastan para darse de alta en esta red. Si se desea, se puede colocar una foto, y posteriormente se crea una página personal donde un cuadro de texto invita a dejar un mensaje constructivo. Sarahah ofrece la posibilidad de controlar las audiencias que podrán dejar comentarios y sólo permitir que los usuarios registrados lo hagan, aunque nunca se muestre el remitente.

La configuración también permite que el usuario pueda o no mostrar su perfil en el motor de búsqueda. Si uno habilita esta función, cualquier persona podría dejarle comentarios, sea o no una persona conocida o cercana, y con tan solo ingresar un nombre o criterio de búsqueda, aparecer en los resultados.

Para empezar a recibir mensajes es indispensable que se comparta la dirección de la página personal, lo que puede hacerse por medio de otras redes sociales como Facebook o Twitter, mediante aplicaciones de mensajes como WhatsApp o por otros medios de difusión como el correo electrónico.

La efímera valentía del anonimato

Dejar mensajes a otros bajo la garantía del anonimato puede envalentonar a muchos. Zain al-Abidin Tawfiq, fundador y creador de Sarahah, explicó en una entrevista para el Financial Times que el objetivo de su desarrollo era, en un inicio, mejorar la comunicación entre jefes y empleados. La aplicación se hizo pública más adelante, para todo tipo de personas. “Hacemos lo mejor para monitorear lo que está pasando y adaptarnos. Realmente quiero que Sarahah mejore la comunicación”, dijo el empresario a finales de julio.

Los mensajes que se reciben también pueden ser compartidos en forma de imagen en Facebook, Twitter y WhatsApp y así el usuario puede contestar a estos mensajes, aunque por otra vía.

Otra aplicación de confesiones anónimas, Secret, fue clausurada en abril de 2015 por sus creadores aún después de haber recibido una cifra millonaria de inversión, pues “no representa la visión que tuvo en un inicio”, según escribió su fundador en un blog de Medium.

Tawfiq ha asegurado que intentará buscar modos para que se desincentive el envío de mensajes ofensivos y no “constructivos” y la red de mensajería se convierta en un lugar en el que mensajes positivos y útiles puedan ser transmitidos con franqueza.

Sabemos que el anonimato en Internet es un arma de doble filo, pero no por ello se puede condenar la tecnología. Podemos promover buenas practicas de las herramientas que están al alcance de todos y generar una red amable y segura.

Autor/a
¡Lo siento! El autor aun no tiene un perfil para mostrar.
WhatsApp chat Chateá Con La Nota