La Nota

Un nuevo medio para tus ideas

Actualidad

En 2017 y 2018 bajó la cantidad de científicos repatriados

Existe un programa llamado “RAICES” y desde 2008 que la repatriación de científicos es una política de Estado fijada por ley. Sin embargo, entre 2017 y 2018 también disminuyó la cantidad de científicos ayudados por este programa. Los especialistas destacan entre las causas la menor inversión en Ciencia y cambios en los ingresos a la carrera del Conicet.

Por Martín Slipczuk para Chequeado.com

Desde el año 2000 que el Estado argentino tiene un programa específico que se llama “RAICES”, cuyo principal fin es repatriar a científicos que se fueron a formar o trabajar en el exterior. Si bien en los primeros años, en medio de la crisis, no tuvo mucho impacto, en 2003 fue relanzado y a partir de 2008, mediante una ley aprobada en el Congreso sin ningún voto en contra, fue declarado “política de Estado”. Gracias a este programa volvieron al país más de 1.300 científicos según datos oficiales.

Sin embargo, en los últimos años cayó la cantidad de especialistas que volvieron a la Argentina, según respondió el Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología de la Nación a un pedido de acceso a la información pública realizado por Chequeado. Desde 2004 -primer año tras su relanzamiento- y hasta 2015 el programa ayudó a que regresaran al país casi 100 científicos por año. Sin embargo, en 2017 esta cifra bajó a 17 y en 2018 fueron 32.


¿De qué se trata el programa Red de Argentinos Investigadores y Científicos en el Exterior (RAICES)? Según explica su página web, el propósito de RAICES es desarrollar “políticas de vinculación con investigadores argentinos residentes en el exterior”, así como “promover la permanencia de investigadores en el país y el retorno de aquellos interesados en desarrollar sus actividades en la Argentina”.

El sitio oficial del programa destaca que existen subsidios de hasta $50 mil para pasajes de regreso para científicos que ya tengan ofertas laborales en la Argentina. Además, hay becas del Conicet de hasta dos años, aunque el pedido de esta beca deberá realizarse una vez se haya producido el retorno al país. Esta beca del Conicet y el subsidio por los pasajes son excluyentes entre sí.

¿Quiénes volvieron gracias al programa RAICES? Según la división con la que enviaron los datos oficiales a Chequeado, de los 1.335 científicos repatriados entre 2001 y 2018 la mayoría se desempeña en el área de las “Ciencias Biológicas de Células y Moléculas” (204), mientras que segundo en la lista aparecen las “Ciencias Físicas, Matemáticas y Astronómicas” (165). Además, el 60% fueron hombres, en concordancia con los estudios que demuestran que las mujeres en la Ciencia reciben menos fondos para investigar y son menos en los puestos de decisión.


Desde el sector de Prensa del Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología explicaron a Chequeado que en 2017 y 2018 volvieron menos científicos porque “el destinatario primario de la política de repatriación se alcanzó con creces en los primeros años de vida del programa y eso hizo que ese universo finito fuera haciéndose más chico”. RAICES cuenta con un listado donde distintos especialistas que viven en el exterior y tienen “intención de retornar” pueden anotarse: actualmente hay 110 científicos.

Jorge Aliaga, ex decano de la Facultad de Ciencias Exactas de la Universidad de Buenos Aires (UBA) y ex subsecretario de Evaluación Institucional del ex Ministerio de Ciencia y Tecnología de la Nación entre 2014 y 2015 -durante el segundo mandato de Cristina Fernández de Kirchner-, aseguró a Chequeadoque la menor inversión en Ciencia en la gestión de Cambiemos y la baja en el ingreso de investigadores al Conicet fueron determinantes para que vuelvan menos científicos.

Además, Aliaga destacó que entre 2006 y 2016 las convocatorias a investigadores del exterior estaban abiertas todo el año, pero en los últimos años se cambió y estos deben presentarse en la misma fecha que la convocatoria normal -un mes-, cuando muchas veces los tiempos de las becas o trabajos en el exterior son distintos. Desde el sector de Prensa del Ministerio aseguraron a Chequeado que este cambio se realizó para “poder realizar una mejor planificación de las altas de cada año”.

Al analizar los datos provistos por el sector de Prensa del Ministerio se confirma que la cantidad de residentes en el exterior postulantes a la carrera de investigador del Conicet se mantuvo estable en los últimos años, pero en 2016 y 2017 cayó la proporción de los científicos aprobados.


Esto va en línea con la caída total de ingresos al instituto de investigación. Como se explicó en esta nota, el Conicet es el principal organismo dedicado a la investigación científica en el país -la investigación en el sector privado es casi inexistente comparada con otros países-. En la primera convocatoria que se realizó para que entren investigadores al Conicet bajo la gestión de Cambiemos, las autoridades confirmaron una baja en los ingresos: entre 2015 y 2016 cayeron casi a la mitad.

Facundo Manes, neurólogo investigador del Conicet y presidente de la Fundación INECO, sostuvo ante la consulta de Chequeado que “un país que pone a sus científicos en la disyuntiva de trabajar en su país o crecer en sus carreras no está pensando en el largo plazo” y añadió: “Expulsar personas formadas y con ganas de crecer y trabajar, que tienen mucho que sumar al país y en las que se han invertido (y se debe invertir, y cada vez más y mejor) muchos recursos, es seguir hipotecando nuestro futuro”.

Fuente: Chequeado.com

Autor/a
www.lanotatucuman.com
Chateá Con La Nota