Arte

El exotismo de lo ajeno o cómo teorizar sobre lo cotidiano

El viernes 23 de noviembre, a las 20.30 hs, cuatro artistas de Buenos Aires protagonizarán una exposición de artes visuales iniciada en la residencia “La Rural”, curada por la artista y docente, Marisa Rossini, en el Museo Timoteo Navarro (9 de Julio 44).

Viviana Berco, Elena Blasco, Alicia Esquivel y Marina Sábato comparten -al menos- tres cosas: trabajan alrededor de las artes visuales, viven en Buenos Aires y realizaron una residencia en “La Rural”, retiro para artistas y curadores en Raco, Tucumán, durante el mes de abril de este año. “La construcción de este espacio neo-rural está acondicionado para brindar al productor la posibilidad de alejarse de su zona de confort, entendida como un espacio cotidiano, para engendrar sus proyectos desde otra perspectiva y contexto”, explicó la artista y docente de la FAUNT, Marisa Eugenia Rossini, directora del proyecto.

“Proyecto Infraleve”, 1 de 24 cuadros, pigmentos naturales extraídos en frío en papel de 18x22cm, de Alicia Esquivel

 

El exotismo de lo ajeno o cómo teorizar sobre lo cotidiano es una exposición de trabajos e imágenes producidas por las cuatro artistas a partir de la experiencia transitada en la residencia La Rural”, explicó Rossini. “Como consecuencia se presentarán cuatro núcleos principales, correspondientes a cada una de las artistas. Las obras poseen técnicas y formatos diferentes”, continuó la curadora, explicando sobre la muestra que se inaugurará el día 23 de noviembre y permanecerá hasta el 9 de diciembre.

La Rural

“El propósito de la residencia es brindar un espacio, durante quince días, para la producción y reflexión de proyectos y/u obras, alejado de la tecnología celular, Internet y las actividades laborales y familiares a las que estamos acostumbrados. Salir del entorno cotidiano posibilita realizar experiencias que no tienen que ver con la repetición del éxito al que se arribó hasta su llegada a la residencia. No es obligatoria la realización de un estudio abierto ni concluir una obra”, agregó Rossini.

La residencia puede albergar proyectos vinculados a las artes visuales, curatoriales, literarios, arquitectónicos, audiovisuales, entre otros. No poseen ningún tipo de financiación pero cuenta con la posibilidad de cursar cartas de invitación para facilitar la gestión de financiamiento externo.

“Marisa Rossini dará una charla sobre Derechos Humanos en el ámbito de las Artes Visuales”, Sobre Marisa Rossini en La Nota

Antecedente

“Somos cada vez menos y no nos quedan municiones, pero ellos no lo saben”. F. Williams

La cita anterior forma parte de la muestra protagonizada por las cuatro artistas, bajo en nombre de El sendero de la ortiga, y tuvo lugar en Borde Galería el 27 de abril pasado, apenas terminaron su experiencia en La Rural. “Planteamos un boceto de lo que realizamos en la residencia. Allí, trabajamos individualmente pero compartiendo las singularidades del proyecto de cada una durante su desarrollo”, explicó la artista Elena Blasco. “Es posible que emerja algún trabajo colectivo entre todas, pero es una probabilidad que proyectamos para fin de año recién”, agregó Blasco sin saber que la fecha sería siete meses después y en la Sala Spilimbergo del Museo Timoteo Navarro.

 

Proyecto San Pedro Wuachuma, Oleo sobre tela – 17×53 cm, de Elena Blasco


Ejercicios de deconstrucción

Una exposición actual tiene como característica imponer su ritmo, las propias reflexiones y autocríticas, así en estas condiciones, las del tiempo presente, las del tiempo continuo, es posible plantear una deconstrucción de la curaduría, donde los afectos ponen las pausas, los ritmos y los propios límites en las investigaciones.

En pocos segundos alejados de la calle nos encontramos con la naturaleza, una de laboratorio, pero no todo tiene que ser aséptico…

El exotismo de lo ajeno o sobre como teorizar sobre lo cotidiano”.

Marisa Rossini


 
“Hicimos de todo; videos, dibujos, fotografías… Alicia Esquivel trabajó con pigmentos de plantas autóctonas, yo dibujé sobre plantas y algunas fotografías. Viviana Berco, por su lado, trabajó desde el video y la fotografía y Marina Sábato con pinturas, bocetos, monocopias, video y fotografía”, continuó Elena Blasco.

Proyecto de Viviana Berco

 
Marina Sábato

Reside en Buenos Aires. Se formó en el Museo Larreta y en los talleres de los pintores Luis Felipe  Noé y Carlos Bissolino. A su vez, participó de diversas muestras de pintura y dibujo, nacionales e internacionales.

__

Alicia Esquivel

Egresada de la Escuela Nacional de Bellas Artes Prilidiano Pueyrredón. Estudió con el escultor Juan Carlos Distéfano en la Escuela Superior de Bellas Artes Ernesto de la Cárcova, y más tarde Restauración Pictórica en Perugia, Italia. También en Italia (Parma) trabajó en el laboratorio de Paola Molinari. Continuó su perfeccionamiento en Argentina realizando clínicas de arte con Juan Doffo, Graciela Taquini, Valeria González, Jorge López Anaya y Rodrigo Alonso. Participó en numerosas muestras colectivas en Italia, donde vivió, y en Argentina, donde reside actualmente.

__

Elena Blasco

Estudió en la ENBAP, Puerredón y en la ESBAE, Cárcova. Realizo cursos con la Lic. Graciela Sacco, Lic. Jorge López Anaya, Dra. Claudia Laudanno, Lic. Jorge Figueroa, Dr. Lucas Fragasso y clínica de obra en la Clínica Vecino – Burgos, coordinada por Nahuel Vecino y Fabián Burgos. Actualmente se dedica a la docencia en su taller en Buenos Airess y junto con M. Vallejo, Marisa Rossini y A. Thornton forma la editorial de Poesía Visual independiente Editora. Participó de numerosas muestras y salones tanto individual como colectivamente.

__

Viviana Berco

Estudió Antropología en la Universidad de Buenos Aires. Al mismo tiempo estudió dibujo y pintura y luego escultura. Trabajó en cine, tomó clases de teatro y trabajó en escenografías, vestuario y producción de algunos espectáculos musicales. Actualmente investiga el videoarte.


Imagen destacada: “Proyecto sobremesa”, dibujo 30 x 20 cm, marcador sobre papel de Marina Sábato