Estas Leyendo:
Cuidados a tener en cuenta para ancianos y ancianas en el invierno
Nota Completa 3 minutos para leer

Las y los adultos mayores de 65 años en adelante necesitan protección extra para prevenir enfermedades respiratorias, debido a que se encuentran en un estado de mayor vulnerabilidad.

De acuerdo a la información habilitada por la Organización Tercera Edad y el Centro de Rehabilitación y Kinesiología Kinemed, la época de invierno es una de las más difíciles de sobrellevar para las personas de tercera edad, debido a que se incrementan las posibilidades de resfrío y se reducen las oportunidades de realizar actividades al aire libre.

Los y las especialistas afirman que es relevante la prevención de la Influenza (Gripe A), reforzando primeramente los hábitos de higiene y evitando permanecer en lugares cerrados con escasa o nula ventilación. De igual modo es recomendable la aplicación de la vacuna anti-influenza para reducir  las posibilidades de contagio en un 75%.

Es sumamente importante para la salud de un adulto mayor es que su habitación este apta para su tranquilidad, es decir, que sea cómoda, iluminada, con suficiente ventilación y con temperatura agradable. La clave no es abrigarle demasiado para evitar la transpiración. Es necesario cambiarlo siempre que lo requiera.

Alimentos

Pero la consideración más importante sobre la que se debe accionar para prevenir una enfermedad es cuidar la alimentación. Este hábito es clave siempre pero se incrementa en invierno. Las frutas y verduras, además de alimentos bajos en grasa son de gran ayuda para el bienestar del organismo. También en esta época es absolutamente necesaria la ingesta alimentos que proporcionen vitamina C (limón y naranjas). Se aconseja una dieta que proporcione energía y calor y productos ricos en proteínas.

En cuanto a la hidratación, es normal que en tiempos de frío la sed sea mucho menor que en estaciones cálidas, pero es importante mantener la ingesta de líquido varias veces al día (se recomiendan 2 litros al día)

¿Cómo prevenir enfermedades?

Actividad física: Es muy importante que el adulto mayor realice algún tipo de actividad física. Se aconseja primeramente realizar un calentamiento previo al ejercicio y realizarlo en las horas centrales del día, cuando la temperatura está más alta y agradable.

Incentivar la mente: No hay que dejar de lado las actividades extra programáticas para el adulto mayor, puesto que son de gran ayuda para fortalecer su memoria y revitalizar su energía.

Paseos: Salir al aire libre y al sol algunas horas es estupendo para el adulto mayor, ya que tienen la oportunidad de su que cuerpo sintetice la vitamina D y renueven su estado de ánimo. Se recomienda salir a pasear después de las tres de la tarde, dos veces por semana y por un período de 10 a 20 minutos.

Vincularse con los afectos: Es vital para ancianos y ancianas mantener contacto y relacionarse frecuentemente con su familia y amigos. Incluso, mantener el estado anímico elevado se traducirá a un sistema inmunológico más fuerte. El amor es igual y hasta más importante para la vida de cualquier anciano y de toda persona.

Recomendaciones generales para prevenir enfermedades estacionales

Taparse la boca con el antebrazo al toser o estornudar
Usar pañuelos desechables
Lavarse las manos constantemente
No visitar enfermos con infecciones respiratorias
Evitar lugares cerrados
Vacunarse contra la influenza (Es importante destacar que esta vacuna es gratuita en consultorios y vacunatorios privados del país para adultos mayores de 65 años en adelante).

Comentar

Comentarios

Escribí tu busqueda y presiona enter.