La Nota

El Medio para tus ideas

Tucumán

Cuestionan la parcialidad de los jueces que juzgarán a Milani

El ex jefe del Ejército del gobierno Kirchnerista, César Milani, y el ex capitán Esteban Sanguinetti serán juzgados este 10 de octubre en el Tribunal Oral en lo Criminal Federal por supuestos delitos de lesa humanidad cometidos contra el conscripto riojano Alberto Ledo. Los familiares de la víctima pidieron la recusación de dos de los jueces a cargo: Gabriel Casas y Carlos Enrique Jiménez Montilla.

En representación de los familiares del soldado Ledo, las abogadas Adriana MercadoViviana Sonia Reinoso y María Elisa Reinoso fundamentaron el temor de parcialidad de los jueces a cargo.

La querella señala que Casas se negó, en el ámbito de un juicio oral contra el ex juez federal Ricardo Lona en Salta, a leer un número significativo de expedientes que las partes pretendían plantear como prueba documental. Temen que esta conducta se repita, pues las letradas también habían presentado “varios expedientes de volumen considerable” para fundamentar la imputación a Sanguinetti y a Milani. “

“Si el juez Casas mantiene el criterio expuesto en la causa ‘Lona’ de no leer ni valorar prueba documental voluminosa podemos concluir, sin mayor esfuerzo, que tal conducta resultará perjudicial para nosotras” afirmaron las letradas en diálogo con La Gaceta.

Casas y Jiménez Montilla tuvieron posturas muy cuestionables para esgrimir absoluciones a en el juicio por el “Operativo Independencia”. Los fundamentos eran el “error de prohibición invencible”, que es la figura jurídica por la que el autor de un hecho delictivo, al realizar el hecho, pensaba de forma equivocada que su actuación era lícita. Cuando el error de prohibición es invencible, elimina la culpabilidad.

“Los jueces sostuvieron que los funcionarios inferiores de las fuerzas de seguridad actuaron en cumplimiento de órdenes que creían lícitas. Es decir, incurrieron en error sobre la existencia de una causa de justificación” detalla la querella y afirma que “esta postura podría beneficiar a Milani, que tenía el grado de subteniente y a quien el Ministerio Público Fiscal atribuye el haber confeccionado el sumario falso de deserción de Ledo por una instrucción que impartió Sanguinetti”.

La recusación de los jueces debe ser resuelto por los camaristas Federico BothamleyJuan Carlos Reinaga y José Quiroga Uriburu.

La desaparición del soldado Ledo

Alberto Ledo, nacido en La Rioja y de 20 años, desapareció cuando cumplía el servicio militar en el Batallón 141 de Construcciones, que estaba desplegado en la localidad tucumana de Monteros. La última vez que lo vieron con vida fue junto al capitán Esteban Sanguinetti, imputado en esta causa como autor material del secuestro y asesinato de la víctima, de acuerdo con la acusación formulada por el fiscal federal Carlos Brito.

En cuanto a Milani, que por entonces era subteniente, lo acusan de la falsificación de un sumario sobre la deserción de Ledo, que conlleva el delito de encubrimiento en concurso ideal con falsedad ideológica cuando estaba bajo su mando en Tucumán, en junio de 1976.

Chateá Con La Nota