Estas Leyendo:
Piden prisión perpetua por el travesticidio de Diana Sacayán
Nota Completa 4 minutos para leer

El imputado Gabriel Marino esta acusado por homicidio triplemente agravado por haber sido ejecutado mediando violencia de género, por odio a la identidad de género y con alevosía y por robo.

El histórico juicio por el travesticidio de Amancay Diana Sacayán comenzó la etapa de alegatos. Luciana Sánchez, la abogada de la familia de la dirigente trans asesinada en 2015, pidió que se condene a prisión perpetua a Gabriel Marino por considerar que cometió un “travesticidio” motivado en su “odio a la víctima y su identidad de género”.

Foto de CJI

En la audiencia, ante los jueces Adolfo Calvete, Iván Bloch y Julio César Báez, integrantes del Tribunal Oral 4, la abogada querellante, en un extenso alegato de más de cuatro horas, dijo que en el juicio oral se reunieron “elementos de prueba suficientes para decir que David Marino es el autor de este crimen y que los motivos excluyentes han sido el odio a la víctima por su identidad de género y su calidad de defensora de los derechos humanos”.

La abogada destacó el enfoque de género que tuvo desde el inicio la investigación en la escena del crimen permitió obtener información valiosa para la causa e identificar a Marino.

Diana fue asesinada con múltiples golpes y puñaladas entre el sábado 10 y el domingo 11 de octubre de 2015. Su cuerpo fue encontrado dos días después amordazado y maniatado. “Los resultados de las pericias muestran cómo fue posible inmovilizar a Diana Sacayán para atacarla. Además del alcohol en sangre, los golpes en la cabeza provocaron su indefensión.”, expuso Luciana. “El perito, luego de describir el orden en el que fueron producidas las lesiones, describió que Diana pudo vivir un intervalo de más o menos diez minutos desde la producción de las últimas lesiones mortales”, agregó.

“Diana fue asesinada como la mayoría de sus compañeras, antes de los 40 años”, dijo Sanchez. “Si sos travesti, alguien alguna vez en tu vida va a intentar matarte. En el caso de Diana Sacayán fue Gabriel Marino”, agregó. La abogada destacó que lo crímenes de las travestis “rara vez llegan a la justicia, sus voces no se escuchan”. “Por eso resulta fundamental la aplicación de protocolos para garantizar el acceso a la Justicia”.

Foto de CJI

Sánchez también requirió al Tribunal 4 una serie de “medidas de reparación y no repetición” para evitar este tipo de crímenes. Al mismo tiempo se demandó la creación de más fiscalías especializadas, la ampliación de la estructura de la actual Unidad Fiscal Especializada de Violencia contra las Mujeres (UFEM) y la aplicación “obligatoria” de protocolos específicos para casos como el presente. “Hay una sola fiscalía y no alcanza, teniendo en cuenta que está ocurriendo, cuando menos, un travesticidio por mes”, puntualizó Sánchez en su exposición ante los jueces. Agregó que las medidas solicitadas “deben ser tomadas por los tres poderes del Estado”.

La abogada cerró su alegato con el pedido de que se encuadre el crimen como travesticidio. Es decir, homicidio agravado por odio a la identidad travesti de Diana. Agravado por haber mediado violencia de género y haber sido cometido con alevosía. También pidió que se lo condene por robo simple por haberse llevado 20 mil pesos de la casa de Diana.

Al cierre de la audiencia, que pasó a cuarto intermedio hasta el próximo lunes, cuando se escuchará el alegato del abogado del Inadi, que asume también la calidad de querellante, frente al Palacio de Tribunales se realizó un festival con la participación de grupos musicales que reivindican los derechos humanos de la diversidad sexual. Desde el escenario se dijo que esperaban que “los jueces escuchen lo que estamos reclamando y si no les gusta, que se la banquen”.

Comentar

Comentarios

Escribí tu busqueda y presiona enter.