Conectate con nostros
https://pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({ google_ad_client: "ca-pub-3498233345172395", enable_page_level_ads: true }); https://www.googletagmanager.com/gtag/js?id=AW-795390094 window.dataLayer = window.dataLayer || []; function gtag(){dataLayer.push(arguments);} gtag('js', new Date()); gtag('config', 'AW-795390094'); function gtag_report_conversion(url) { var callback = function () { if (typeof(url) != 'undefined') { window.location = url; } }; gtag('event', 'conversion', { 'send_to': 'AW-795390094/jLK3CJ-2tbEBEI7hovsC', 'event_callback': callback }); return false; }

Actualidad

¡Carnaval toda la vida!

Los días de carnaval forman parte fundamental de la agenda anual de eventos de la provincia. Un fin de semana extra largo que da la posibilidad de disfrutar  de los corsos del barrio, de la nieve y el agua, formando un universo de alegría que se desprende en todos los rincones de la provincia.  

Una particularidad destacable durante el día de carnaval es la presencia de la diversidad en las calles. En la fiesta popular están todos, todas y todes. La comunidad trans ocupa un lugar importante en las comparsas de la provincia. Tanta detrás, en la producción y diseño de vestuario,  como al frente de las comparsas danzando, hay una histórica participación de las mujeres trans y travestis en los corsos. 

Dialogamos con Saira Argañarza, mujer trans de Tafí Viejo, acompañante Terapéutica, y pasista de la Comparsa Diosas y Reyes. 

L.N: ¿Cuál es el primer recuerdo que tenes del  Carnaval?

Mi primer recuerdo de carnaval fue cuando tenía apenas 4 años, recuerdo ver el carnaval de Río por primera vez en la tele. A los 5 empecé a ir a los corsos barriales y a los 8 años recién me dejaron participar en una comparsa del barrio. Desde entonces no dejé de bailar. Participé de las comparsas “Plumitas”, “Piratas de la Noche”, “Audaces” .

L.N: ¿Cómo te preparas para estas fechas?.

La preparación para estas noches es pura lentejuela, gema, diseño y todo lo que se venga a la mente. Una siempre está viendo cómo hacer nuevos trajes, año a año, como reciclar también lo que tenemos, porque cada traje requiere mucho dinero y también esfuerzo para su confección. 

Siempre estoy  ansiosa cuanto tengo que bailar. Lo más gratificante es el amor y el aplauso del público que disfruta y ve la pasión que le ponemos al danzar.  Hacemos divertir a la gente, es fundamental eso. Es muy gratificante cuando vienen familias, niños y niñas a bailar a pedirnos fotos. 

L.N: ¿Sufriste discriminación en el ambiente de las comparsas?

Cuando no tenía mi DNI si sentía discriminación en el tema de la comparsa, no podía competir como pasista femenina. Yo estaba vestida de mujer, pero no me dejaban competir en esa categoría y me hacía competir en la categoría pasista masculino. Cuando hice mi cambio de DNI pude competir. 

La discriminación actual es en ámbito laboral. No te quieren dar trabajo porque sos trans. Nos cuesta mucho conseguir trabajo. 

L.N: ¿Cómo fue tu adolescencia en Tafí Viejo?

Tuve una infanica y adolescencia muy linda. Estudie en la Escuela Alejandro Heredia y recuerdo mucho apoyo de mis compañeros y profesores. Mi transición empezó a los 17 años, pero ya desde niña yo sabía que tenía que ser una mariposa.

Yo comencé como la típica aventura de salir a bailar, y querer vestirme de mujer. Las primeras veces fue con ropa y calzado prestada de mis amigas. Luego de un tiempo le conté a mi mama, yo no quería seguir escondiéndome y yendo a otras casas a cambiar. Un día salí vestida desde mi casa, mi mamá tenía miedo que mi padre me viera, pero no pasó nada y todo se fue dando así, de modo paulatino. 

L.N: ¿Cuándo hiciste tu cambio registral?

Recuerdo que cuando estaba por aprobarse la ley en el congreso, yo estaba sentada frete a la computadora esperando la noticia. Chequeaba cada 5 minutos.  Al día siguiente que se aprobó la ley, a primera hora de la mañana fui al registro civil en San Miguel de Tucumán y empecé el trámite. Ya tengo mi DNI y dice Saira Argañaraz. 

L.N:¿Qué cosas consideras que son necesarias para la comunidad trans?

Lo más importante es el cupo laboral y que se haga cumplir la identidad de género. Que nos dejen de matar, que nos respeten como somos y nos sentimos, porque somos seres humanos. Hay personas trans que están capacitadas para obtener trabajos y no se los dan. 

Es necesario que las obras sociales cubran nuestros derechos, que los centros de salud nos atiendan como corresponde. Esto es fundamental. Creo que la sociedad va cambiando, se ve que algunos sectores de la sociedad están abriendo su cabeza y están aceptándonos. 

Yo trabajé como niñera, también trabajé cosechando, doy clases de baile, y si estudiando y capacitándome. Pero es necesario más oportunidades para todas. 

El carnaval como un espacio conquistado

Desde hace décadas se percibe a los días carnaval como un espacio conquistado, como un terreno ganado a fuerza de lentejuela y pasos de baile, la energía de las pasistas arranca poco a  poco la hipocresía a la sociedad toda. El carnaval tiene ese no sé qué  que nos invita a todos y todas a disfrutar y poner en suspenso el transcurrir cotidiano. 

Logramos avanzar como sociedad cuando se reconoció el derecho humano a la identidad de género autopercibida con la ley 26. 743. Logramos avanzar como sociedad también cuando dejamos de lado las practicas violencias y discriminatorias durante carnaval y festejamos. 

Ojala podamos decir Carnaval toda la vida  y dejar atrás, durante los 365 días del año,  la mirada que juzga, las risas y los comentarios que duelen y un sinfín de prácticas discriminatorias. Ojalá,  Carnaval toda la vida se extienda y llegue a ser sinónimo de ¡igualdad de derechos y oportunidades, toda la vida!

Fotos : Julieta Lios

Escrito por

-

Las Más Leídas

Abuso sexual en el Carnaval de Monteros: maltrato policial y revictimización

Tucumán

Conectate